viernes, 20 de agosto de 2010

Papá también

Leo declaraciones de la nueva ministar de la minipolítica nacional. Dice: "A Menem lo acompañaron todos los que están en el gobierno hoy." Aunque las generalizaciones son peligrosas, ya se sabe, supongamos por un momento que el tipo tiene razón.
La Historia universal nos brinda ejemplos jugosos. Por ejemplo. Günther Grass reconoce en Pelando la Cebolla, su libro de memorias, haber pertenecido a las juventudes hitlerianas. Joseph Ratzinger, Benedicto XVI, el titular de la mayor secta del mundo, también. El ex ministro de Educación de Mauricio Macri, el gerente de la capital argentina, el Sr. Mariano Narodowski, fue joven comunista. Casi nadie es lo que era. Salvo el obispo de Roma, a quien le quedan algunos residuos de aquella época.
No estaría mal que quien está construyendo su carrera política sobre la figura, el prestigio, los antecedentes, la imagen física y el cadáver tibio del padre, tuviera al menos la decencia de reconocer hechos verificables, eso que llamamos, ut supra, la Historia.
Digo que ayer nomás, abril de 1993, comenzaba a gestarse lo que se conoce como Pacto de Olivos, puerta abierta a la segunda fase del menemato, según el término acuñado por el gran Mempo Giardinelli.
Así que, don Ricardo Alfonsín debió agregar a la frase con que comienza este textículo, "también papá".
13-06-2010

No hay comentarios:

Publicar un comentario